Ley de Ohm


La ley de Ohm tiene el nombre del científico alemán Georg Ohm.

Su enunciado dice que “la intensidad de corriente que circula por un circuito eléctrico es directamente proporcional a la tensión aplicada e inversamente proporcional a la resistencia eléctrica. En palabras simples “a más tensión (V), más intensidad (I) y a más resistencia (R), menos intensidad (I)”.

La ecuación matemática es I = V / R

Donde “I” es la corriente que pasa a través del objeto medida en amperios, “V” es la diferencia de potencial de las terminales del objeto medida en voltios y “R” es la resistencia medida en ohmios.

Se pueden obtener 2 posibilidades más de actuación con esta ley:

V = I x R        R = V / I

Una forma simple de aprender estas ecuaciones matemáticas es relacionarlas al siguiente triángulo:

Como conclusión, se puede decir que la cantidad de corriente que recorre un circuito eléctrico es mayor si hay más tensión y es menor si hay más oposición al paso de corriente eléctrica.